fbpx

La fascinante historia de amor de Pia Beck: Una pianista lesbiana en pleno franquismo

--/5
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
¡Vota la primera!
Cargando…

Resumen: Una historia de amor lésbica en la dictadura de Franco: Te presentamos a Pia Beck.

Pia Beck fue una reconocida pianista de jazz nacida en los Países Bajos. Recordamos su carrera y su increíble historia de amor bajo la dictadura de Franco.

Desde temprana edad, Pia Beck fue vista como un talento natural para el piano y el jazz.

Pia Beck conquistó el mundo del jazz

Su talento era tal, que en 1945 le pidieron que formara parte del grupo musical de jazz Sexteto Miller, desempeñandose como vocalista y pianista. Todo esto sin tener formación profesional en música.

Su carrera artística fue ampliamente reconocida y comenzó a actuar en países como Bélgica, Suecia, Alemania y las Indias Orientales Holandesas.

Sin embargo, en 1949 decidió dejar el grupo para comenzar su carrera como solista.

Pia’s Boogie, su primera composición como solista, fue un absoluto éxito y récord de ventas.

Las giras por Europa no se hicieron esperar y el mundo se rindió a sus pies.

En 1952 dio, por primera vez, un concierto en Estados Unidos y allí fue nombrada ciudadana honoraria (en Nueva Orleans y Atlanta, respectivamente).

Su reconocimiento era tal que inclusive el gran pianista canadiense de jazz Oscar Peterse no escatimó en elogios y la llamó la mejor pianista de jazz del mundo.

Los éxitos profesionales de Pia Beck también iban a la par del éxito en el amor cuando conoció a Marga Samsonowski.

Una historia de amor marcada por el destino

Pia Beck conoce a Marga Samsonowski por intermedio de Pete Felleman, quien era el marido de Marga en ese momento.

Pete Felleman fue un reconocido gerente de sellos discográficos. Como entusiasta del jazz, se convirtió en un icono para las radios al consagrarse como el primer DJ holandés.

Adéntrate en el mundo que estás descubriendo, lee los mejores libros lésbicos

Como presentador de conciertos de jazz, Pete conoce a Pia y se hacen grandes amigos. Así, Pia conoce a Marga por ser la esposa de este.

Cuando ambas mujeres se vieron, fue amor a primera vista. No había dudas.

Sumado a esto, el matrimonio de Marga con Pete no era de los meores y era sabido que estaban atravesando un momento duro en su relación.

Marga tuvo dos tres hijos con Pete Felleman. Pia, una vez afianzado su romance con Marga, se convirtió en su madre de crianza.

Embarazada de su tercer hijo, Marga no dudó en consolidar su romance con Pia y decidieron mudarse juntas.

La vida de Pia y Marga en España

España es el país que más ha tenido influencia en la vida de Pia Beck y Marga Samsonowski.

Según el testimonio de Gino Felleman, el hijo menor de Marga, en 1963 las dos conocieron Torremolinos con excusa de unas vacaciones alejadas de los Países Bajos.

Mi madre y Pia se enamoraron de la ciudad, la sentían ideal para abrir un club de jazz por la clase que tenía.

Y así fue. Pia abrió un club de jazz en el Pasaje Begoña y con Marga decidieron mudarse definitivamente, en 1965 a la Costa del Sol.

Los rumores acerca de las verdaderas razones por las que se mudaron son muchos.

Hay quienes dicen que fue debido al hostigamiento que recibían por su relación lésbica. Sin embargo, Gino aclara los rumores:

No es para nada cierto lo que los medios han dicho que mi madre y Pia no podían vivir en libertad en los Países Bajos. Lo cierto es que ya hacía tiempo pensaban mudarse. La primera opción había sido Estados Unidos por el trabajo de Pia. Sin embargo, cuando conocieron España, todo estuvo dicho: se enamoraron del lugar y decidieron echar raíces allí.

Ya instaladas en España, Pia puso todo su empeño en poner a andar su club: The Blue Note.

Así, en 1965 Pia Beck cumplía el sueño de todo músico de jazz: tener su propio club

A pocos meses de abrir, el sitio se convirtió en un lugar icónico para el encuentro de los aficionados, nacionales e internacionales, al jazz.

The Blue Note albergó a grandes personalidades tales como Arthur Rubinstein, Fred Astaire, Nat King Cole, Shirley MacLaine y Ginger Rogers.

¿Hubo hostigamiento franquista?

Como sabemos, Francisco Franco estuvo en el poder desde 1936 a 1975. Lo que significa que gran parte de la vida de Pia y Marga se vio atravesada por este régimen.

No obstante, el caso de ambas es particular. Si bien la homosexualidad fue considerada un delito hasta 1979 en España, nadie podía decir nada de la relación de dos lesbianas como Pia y Marga.

¿A qué se debía? Bueno, en primera instancia, todo tenía que ver con el amplio reconocimiento internacional de Pia.

Que una pianista de tal talla se mudara a la Costa del Sol la convirtió en una embajadora y promotora del lugar.

Sin dudas, tanto Franco y sus diplomáticos no querían buscar un enfrentamiento con ella y preferían hacer oídos sordos a su lesbianismo.

Pia y Marga fueron dos lesbianas privilegiadas al ser extranjeras y no tener que lidiar con situaciones de odio. Distinto hubiera sido el caso si se trataba de dos españolas nativas.

La lucha por los derechos LGBT en la década de los 60

Tanto Pia como Marga podían pasear en The Blue Note de la mano o realizándose demostraciones afectivas entre sí.

Esto hizo que los gays y lesbianas de la época comenzaran a frecuentar el lugar ya que allí nadie los podía juzgar y se sentían a salvo.

Casi sin saberlo, la relación de Pia y Marga comenzó a transformarse en una referencia para todas aquellas mujeres lesbianas que se encontraban reprimidas por el gobierno y sus propias familias.

Pia Beck fue una de las primeras personas públicas (y artista) en hablar abiertamente sobre la homosexualidad.

Su voz se escuchó cuando enfrentó a la personalidad ultraconservadora Anita Bryant quien promovía un discurso homofóbico y en defensa de la familia tradicional.

Si bien Pia nunca habló de su relación con Marga, a partir del debate con Bryant se convirtió en una activista por los derechos LGBTIQ+.

Con el título de “Miami Nightmare“, Pia Beck realizó un concierto en contra de las declaraciones de Anita Bryant.

Haz una pausa, las mejores películas lésbicas para comprar en Lesbosfera

El final de una vida libre

En 1969 y luego de problemas económicos, Pia y Marga deciden cerrar The Bue Note.

Según lo que cuenta Gino, Pia ya no quería dedicarse a la música y solo quería enfocarse en algo diferente.

Por ello, decidió adentrarse en el negocio inmobiliario y decidió ser promotora turística de la Costa del Sol. Además, estrenó un programa de radio en una emisora malagueña.

Sin embargo, la música nunca dejó de ser parte de su vida. A pesar de su breve distanciamiento, Pia, años más tarde, volvió a realizar giras por todo el mundo.

En 2009, ambas mueren y cierran con broche de oro una intensa historia de amor nacida en Holanda, pero vivida en España.

Por favor, ayúdanos a hacer llegar este contenido al mayor número de mujeres posibles. Compártelo en tus redes sociales. ¡Gracias!

¿Sobre qué quieres que hablemos en Lesbosfera este 2020?

Es el momento de que participes para decidir los temas de los que vamos a hablar en los próximos meses.

¿Qué te gustaría solucionar? ¿qué te quita el sueño? ¿qué te hace sufrir?. Dale al botón para contármelo, sólo tienes que responder un par de preguntas, estaré esperando tus respuestas :)

También te podría gustar...

Sobre este artículo

Sofía Bolatti

Escritora y todo lo que eso signifique. Licenciada en Letras.

Deja una respuesta

Ten paciencia cuando escribas, no se publican de forma inmediata. Cuido mucho que este espacio sea un sitio protegido para ti y todas, donde puedas hablar y preguntar sin miedo, así que reviso todo antes de publicar para evitar comentarios indeseados.


Escribe sin faltas de ortografía y estructura el texto en párrafos legibles por favor, con puntos y comas para que las mujeres puedan entender lo que quieres decir. De lo contrario hay que editar manualmente cada comentario y se tarda mucho más en responder a cada una. Si escribes con cuidado antes obtendrás una respuesta.


Dicho esto, esta es tu casa, cuídala. Comparte tus historias, pero ayuda también a otras mujeres en las suyas. Cuanto más participeís entre vosotras más os ayudará.


El correo electrónico no se publica. Todos los campos obligatorios.