fbpx

Mapa de la identidad de género

--/5
1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
¡Vota la primera!
Cargando...

Resumen: En este artículo te mostramos un mapa de la identidad de género. Podrás observar muchas de las posibilidades, aspectos y asuntos relacionados a este tema.

Una persona nace con un sexo, pero este no determina su identidad de género.

El género nace de cómo alguien se ve a sí mismo, no de cómo los demás lo ven.

La visión que uno tiene de sí mismo no es solo una percepción. También se relaciona con las emociones y sentimientos profundos de la condición interior de un individuo. 

El gran dilema de la identidad de género surge cuando nuestro ser no coincide con el ser social.

Más allá del género binario

Lamentablemente, no todas las sociedades comprenden que los modelos binarios no son las únicas posibilidades de identificación. Lo femenino o masculino no son las únicas opciones de identificación de género.

De esta manera, vemos diariamente ocasiones en que los demás quieren imponer su visión sobre la nuestra. Esto nos impide escoger nuestra propia identidad de género

En ambientes conservadores o cerrados es normal sentir que no puedes identificarte con los géneros establecidos en estos espacio. En este sentido, es normal que experimentes sentirte incomprendida o invisibilizada.  

Esto puede afectar a tu vida diaria y tu desempeño, tu autoestima y tus proyectos, tu alegría y tu desenvolvimiento espiritual. Pero, recuerda ¡no estás sola!  Hay muchas personas como tú que no se adaptan a los géneros binarios normativos. 

La identidad de género no es fija ni inmutable, todo lo contrario. Va transformándose a lo largo de nuestra vida. 

¿Qué es la identidad de género?

La identidad de género alude a la manera en que una persona se asume a sí misma, independientemente de cómo la perciben los demás. Por eso, es una forma que nace en uno. 

Sin embargo, es muy común que se considere la identidad de género como una ficción. Como una invención que no remite a ninguna realidad. Ante esto hay que recordar que toda identidad humana está siempre en construcción. 

La identidad de género no es fija ni inmutable, todo lo contrario. Va transformándose a lo largo de nuestra vida. 

Adéntrate en el mundo que estás descubriendo, lee los mejores libros lésbicos

La identidad de alguien se conforma con elementos individuales, sociales y culturales.

Uno expresa sus rasgos psicológicos, íntimos y subjetivos. Estos rasgos los mezcla con rasgos culturales propios de la sociedad y al grupo al que uno pertenece. 

No te dejes presionar

No estamos obligadas a dejar que la biología escoja por nosotras. La identidad de género no es solo binaria. La identidad de género es una identificación guardada en lo íntimo de nosotras mismas.

La presión siempre estará, pero no debes ceder ante ella. La identificación de tu género es algo que sólo te corresponde a ti. Esto solo te compete a ti y a más nadie.

No obstante, a veces reina la desinformación sobre este tema y muchas veces se silencia cualquier comentario relacionado a identidades no normativas.

No te confundas

El género, la orientación sexual y expresiones sexuales tienen en común que son construcciones sociales y culturales.

Estas se presentan en cada persona de una manera singular. Por eso, es fácil confundirlas entre sí.

La orientación sexual denota la forma en que una persona se siente atraída por otras personas. Por otro lado, las expresiones sexuales pueden denotar roles no vinculados ni a la sexualidad ni a la orientación sexual. Un ejemplo de estos puede ser los travestis. 

Además, todas estas nociones se diferencian del sexo. El sexo viene dado por el miembro fisiológico que está en el cuerpo de una persona.

Aquí hablaremos de la identidad de género que refleja cómo una persona se ve a sí misma.

Descubrir tu género 

No para todas las personas es fácil saber cuál es su identidad precisa de género. Algunas personas sienten dudas y no se identifican de forma espontánea. Esto no es nada reprobable ni representa ningún problema. 

Somos diferentes y mientras algunas personas nacen totalmente seguras con respecto a cuál género pertenecen, otros no sienten lo mismo.

Muchas veces la identidad de género es un proceso de conocimiento e indagación. Llegamos a nosotros mismos mediante una búsqueda, nos descubrimos. 

Por otra parte, nada es totalmente definido ni totalmente exacto. Pueden existir identificación fronterizas o movedizas.

Es el individuo quien decide cómo se siente y cómo se considera. No debemos adscribirse a alguna etiqueta sólo por estar bien con otros. 

Por eso algunas personas no les gusta sentirse encasillado en una identidad de género específica y delimitada. La identidad de género es personal y representa la posibilidad de escoger con libertad quiénes somos.  

Opciones de identidad de género

Cuando hablamos de identidad de género estamos hablando de una diversidad muy amplia que algunas veces parece inabarcable.

La diversidad está en todas partes.

En el fondo, hay tantas identidades como existen personas.

Ya que la identidad de género se define en relación a la experiencia personal e íntima de cada persona.

No obstante, aquí te hablaré de los tipos de identidades de géneros más conocidas. 

Antes de hacer el recorrido por las distintas identidades de género, debemos señalar que algunas de las identidades señaladas a continuación, constituyen más bien términos que apunta a describir expresiones de género. Por ejemplo, cómo se manifiesta la pertenencia a una identidad de género. 

También es importante recordar lo importante que es la autoidentificación y la diversidad sexual en la identidad de género.

Cisgénero

Cisgénero es un término que se refiere al género de una persona cuando este se corresponde con su sexo biológico.

Es decir, una mujer que se identifica con el género femenino o un varón con el género masculino

Por ejemplo, el caso de un bebé que nació chica, durante su infancia se identificó como niña y toda su vida se sintió mujer. La mayoría de las personas no sienten la necesidad de hacer un tránsito de género porque se identifican con el que le asignaron al nacer.

Transgénero

Si la identidad de género de alguna persona no se corresponde con su sexo biológico se afirma que son personas transgénero, transgenéricas o trans.

Haz una pausa, las mejores películas lésbicas para comprar en Lesbosfera

Estas son personas que transitan de género. En principio, no se identifica con el que le asignaron al nacer. 

Transgénero es un concepto amplio que circunscribe términos que corresponde a distintas identidades de género.

Una mujer trans es una persona transgénero que se identifica como mujer. En cambio, un hombre trans es una persona transgénero que se identifica como hombre. 

También está el transfemenino que son personas transgéneros. Estas nacen con el sexo masculino, pero que se identifican más con lo femenino que con lo masculino. Así como el transmasculino que son personas transgénero nacidas como mujer, pero identificadas mayormente con lo masculino.

Intergénero

El intergénero denota a las personas intersex. Esta es cualquier persona que nace con genitales y cromosomas que no pueden ser clasificados como macho o hembra en su totalidad.

Incluye una gran variedad de características sexuales de nacimiento.

Las personas de este género son un ejemplo de cómo antes la intolerancia llevó a cometer atrocidades. Hoy la diversidad sexual es menos ignorada.

Estas personas pueden enfrentar cosas muy fuertes en su proceso de identidad de género. Ya que incluso biológicamente deben tomar una decisión.

Género neutro

Las personas con un género neutro no se encajan en ningún género concreto.

Estas personas suprimen las características de las identificaciones de género binarias. Una persona con género neutro puede identificarse como ágenero, transgénero o intersex.

Bigénero

Persona que se identifica con dos identidades de género —cualquiera que sea—, de manera simultánea o sucesiva. En estas personas la identidad de género se construye paralelamente entre dos géneros.

La identidad de género en una persona bigénero es asumida entre la gama de posibilidades. Pueden ser dos géneros, uno binario y uno no binario. También puede ser uno no binario y uno de tránsito.

La elección depende de cómo una persona se siente.

Género fluido

En este caso la persona no se siente cómodo ostentando una sola una identidad de género, sino que circula entre varias.

La clave es la movilidad entre identidades.

Por eso, pueden cambiarse de identidad con frecuencia dependiendo del contexto.

Las personas con género fluido pueden sentir el cambio de identidad más fácilmente. Pueden ser entre años, meses, días, etc. Por eso, el género fluído se puede asociar al queer.

Queer

Es un término que proviene del inglés que significa “extraño”, “poco usual”, “raro”.

Es la persona cuya identidad de género no es masculino ni femenino. Los queer están en medio o más allá de los géneros.

También puede ser alguna combinación de varias identidades de género.

No se reconocen en una identidad definida, menos con los binarios masculino-femenino, heterosexual-homosexual.

Ninguna etiqueta los nombra. Reafirman que el ejercicio de sexualidades distintas es un derecho humano.

La identidad de género es considerada una identidad individual y única, y en ella se incluye la orientación sexual sin etiquetas.

Cualquier esencialismo de género es imposible, ya que la diferencia está en todas partes. Es más que una identidad de género, es una teoría política.

Agénero

Persona que no cree en el género, así que decide no identificarse con ninguno. Son personas que no se alinean con ningún género.

Por eso, no se reconocen en ninguna de las distintas identidades de género. 

Las personas agénero no les importa la identidad de género, ya que no necesitan una etiqueta de género.

Estas personas suelen evitar todo lo referente al género, son neutros en su identificación de género.

Andrógino

Cualquier persona con rasgos físicos, así como expresiones de género, que claramente no pueden ser identificadas como masculina o femenina.

Las personas andróginas tienen una mezcla en distintos grados de características femeninas y masculinas.

Tercer género

Es sentirse que no se pertenece ni al género hombre ni al género mujer.

Más bien, es identificarse con ambos —paralelamente— o con una nueva tercera forma de género. También, se puede reconocer como no binario

El tercer género hace alusión al esquema rígido-exclusivo de hombre-mujer, varón-hembra, etc. Por ende, estas personas deciden su identidad de género distinguiéndose del tradicional binario.

Aceptación de la identidad de género

Las identidades de género conforman una diversidad que hay que conocer y aprender a nombrar.

Y esto contribuye para una comunicación respetuosa e inclusiva, para lo cual es esencial utilizar un lenguaje no sexista y evitar el uso de estereotipos. A

demás, tampoco expresar prejuicios que reproduzcan relaciones de subordinación o dominación entre los géneros.

No podemos olvidar la realidad que han vivido muchas personas con identidades de género distintas de las binarias. Estas personas son afectadas por un contexto de persecución, exclusión y marginación.

Sin embargo, se ha sabido superar esas dificultades y plantear luchas políticas y jurídicas, en pro del reconocimiento y de la igualdad.

Principios de Yogyakarta

Los Principios de Yogyakarta son reconocidos por las Naciones Unidas. En él se establecen los derechos humanos relacionados con la sexualidad y la identidad de género:

Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos. Los seres humanos de todas las orientaciones sexuales e identidades de género tienen derecho al pleno disfrute de todos los derechos humanos.

Principios de Yogyakarta

Los Principios es un documento que recoge una serie de principios relativos a la orientación sexual e identidad de género. Además, tiene la finalidad de orientar la interpretación y aplicación de las normas del Derecho internacional de los derechos humanos. 

Por eso, establece unos estándares básicos para evitar los abusos. También da protección a los derechos humanos de las personas lesbianas, gays, bisexuales y transexuales (LGBT).

Este documento ratifica estándares legales internacionales vinculantes que los Estados deben cumplir. Prometen un futuro diferente, donde todas las personas podrán ejercer ese precioso derecho adquirido al momento de nacer.

Las personas nacemos libres e iguales en dignidad y derechos.

Si bien, este fue un paso importante desde el punto de vista jurídico internacional y mundial. Sin embargo, para el reconocimiento de la identidad de género, no ha sido suficiente.

Cambio de sexo

Las personas que comienzan un proceso de tránsito requieren del apoyo de instituciones. Sin embargo, en pocos países a lo largo del mundo se ha legalizado el cambio de sexo. Aunque a lo largo del mundo hay grupos de apoyo para las personas trans.

Países como España, Argentina, Alemania, Canadá, Chile, etc. están plenamente abiertos al apoyo del tránsito.

Lenguaje inclusivo

El lenguaje inclusivo es una propuesta del lenguaje que permite denotar en el género gramatical de las palabras a todos los géneros.

El lenguaje inclusivo incluye a todos los géneros, sin limitarse al binario masculino o femenino.

Esta propuesta surge de la sociedad y es un llamado de atención para la aceptación social de los géneros distintos. 

Victorias por ganar

En buena parte del mundo no existen mecanismos jurídicos idóneos y efectivos para el reconocimiento de las distintas identidades de género.

Esto las somete a un estado de vulnerabilidad e indefensión porque no pueden gozar de su identidad jurídica o nombre.

El problema está en la implementación particular en los Estados nacionales. En estas no existen legislaciones específicas que avalen los derechos acerca de la identidad de género. Y a veces, ni siquiera sobre la igualdad de géneros. Queda mucho por hacer.

Y tú, ¿cómo te identificas?

Si te identificas con algunos de los géneros descritos en este artículo, nos encantaría que nos contaras por qué.

Y si no te identificas con ninguno, pues perfecto también. Que nadie te fuerce a ello.

Por favor, ayúdanos a hacer llegar este contenido al mayor número de mujeres posibles. Compártelo en tus redes sociales. ¡Gracias!

¿Sobre qué quieres que hablemos en Lesbosfera este 2020?

Es el momento de que participes para decidir los temas de los que vamos a hablar en los próximos meses.

¿Qué te gustaría solucionar? ¿qué te quita el sueño? ¿qué te hace sufrir?. Dale al botón para contármelo, sólo tienes que responder un par de preguntas, estaré esperando tus respuestas :)

También te podría gustar...

Sobre este artículo

Clío Uribe

Mujer, lingüista y fiel amante a las mujeres.

Deja una respuesta

Ten paciencia cuando escribas, no se publican de forma inmediata. Cuido mucho que este espacio sea un sitio protegido para ti y todas, donde puedas hablar y preguntar sin miedo, así que reviso todo antes de publicar para evitar comentarios indeseados.


Escribe sin faltas de ortografía y estructura el texto en párrafos legibles por favor, con puntos y comas para que las mujeres puedan entender lo que quieres decir. De lo contrario hay que editar manualmente cada comentario y se tarda mucho más en responder a cada una. Si escribes con cuidado antes obtendrás una respuesta.


Esto no es un consultorio psicológico ni legal, por lo que las opiniones son meramente eso, consejos para tratar de ayudar en lo que podamos. Pero no somos infalibles, si decides seguir los consejos vertidos en esta web, es bajo tu única responsabilidad.


Dicho esto, esta es tu casa, cuídala. Comparte tus historias, pero ayuda también a otras mujeres en las suyas. Cuanto más participeís entre vosotras más os ayudará.


El correo electrónico no se publica. Todos los campos obligatorios.